Daniel Casanova

La Gloria de Dios y Nuestra adoracion a Dios.

            Tus creencias acerca de Dios, afecta tu adoración hacia Él. La adoración a Dios comienza con tener un claro concepto de quien es El: Su naturaleza y Su obra. Es por esa razón, que el concepto que se tenga de Dios afectar la manera de dirigirse a Él. Así también, la vida de oración y de servicio se moldea de acuerdo a la visión de Dios.

En el evangelio de Mateo capítulo 25, está las parábolas de los talentos. Se le llama parábola aquella historia ficticia que se narra para presentar una enseñanza. En este caso un principio espiritual.

Cuenta la historia que, un hombre que estando a punto de irse a otro país, llamó a sus empleados y les encargó que le cuidaran su dinero.  A uno de ellos le entregó talentos (monedas), a uno 5,  a otro dos y a otro un talento. Entonces se fue de viaje.

Mucho tiempo después volvió el jefe de aquellos empleados, y se puso a hacer cuentas con ellos.  Primero llegó el que había recibido las cinco  talentos (monedas), y entregó a su jefe otras cinco. Después llegó el empleado que había recibido las dos monedas, y dijo: “Señor, usted me dio dos, y aquí tiene otras dos que gané.”  El jefe le dijo: “Muy bien, eres un empleado bueno y fiel; ya que fuiste fiel en lo poco, te pondré a cargo de mucho más. Entra y alégrate conmigo.”

Pero cuando llegó el empleado que había recibido solo un talento, le dijo a su jefe: “Señor, yo sabía que usted es un hombre duro, que cosecha donde no sembró y recoge donde no esparció.  Por eso tuve miedo, y fui y escondí su dinero en la tierra. Pero aquí tiene lo que es suyo.”

La opinión que tenía este hombre de su amo afectó su forma de actuar. Piensa en lo que dice el versículo 24 “Pero llegando el que también había decidido un talento, dijo: “Señor, te conocía que eres hombre duro, que siegas donde no sembraste…”

La opinión que tenia de su amo era muy mala; por lo tanto, se comportó con miedo de recibir un trato justo.  

La intimidad con Dios comienza con una correcta opinión de Dios.

LA GLORIA DE DIOS

Es esencial estudiar sobre la Gloria de Dios para poder entender correctamente la naturaleza de Dios.

El propósito principal en todo lo que Dios es y  hace…es su gloria.

Debemos poner su gloria en primer lugar.  La gloria de Dios es lo más importante. Todo existe para dar gloria a Dios. Todo comienza y termina con Dios. Dios tiene que revelarse a nosotros para que podamos ver su gloria. Hay que conocer acerca de Dios y acerca de su gloria, pero más transcendental aún es conocer a la persona de Dios. Una cosa es conocer acerca de una persona y otra cosa es conocer íntimamente a esa persona.

«Levántate, resplandece porque ha venido tu luz, y la gloria de Jehová ha nacido sobre ti. Porque he aquí que tinieblas cubrirán la tierra, y oscuridad las naciones; mas sobre ti amanecerá Jehová, y sobre ti será vista su gloria»  (Isaías 60:1-2)

«Porque la tierra será llena del conocimiento de la gloria de Jehová, como las aguas cubren el mar.» (Habacuc 2:14)

Ha llegado el momento en nuestra vida en que debemos entender que la gloria de Jehová Dios está sobre nosotros, que la persona del Espíritu Santo está en el cristiano y que ese conocimiento tiene que llenar la tierra.